Publicidad

Sundance 2020: Con el foco puesto en David Bolen, director de fotografía de “Some Kind of Heaven”

Sundance 2020: Con el foco puesto en David Bolen, director de fotografía de "Some Kind of Heaven"

Lance Oppenheim se dispuso a decirle al mundo que la vida de las personas que viven en Las Villas era algo más que carritos de golf, jugar al bridge, y todo eso que el mundo supone de una “Disneylandia para jubilados”. Junto con su amigo y director de fotografía David Bolen, Oppenheim crea un íntimo y vívido documental sobre la vida en los últimos años, siguiendo a personajes con aspiraciones de aventura, romance y auto-conocimiento. Sigue leyendo para conocer cómo Bolen decidió filmar la película en 4:3 y cómo su colaboración con Oppenheim elevó las vibrantes imágenes de su primer largometraje: Some Kind of Heaven.

Fotograma de Some Kind of Heaven. Imagen cortesía del Instituto Sundance.

Nombre: David Bolen
Película: Some Kind of Heaven (dir. Lance Oppenheim)
Categoría de competencia: NEXT
Cuerpo de cámara: Alexa Mini
Lentes: Zooms Angenieux Optimo Style (16-40 mm, 30-76 mm) Fujinon 19-90 mm, Zeiss Superspeed 35 mm

cinema5D: ¿Cuál fue tu camino hacia la dirección de fotografía? ¿Siempre aspiraste al departamento de cámaras?

DB:  Tuve mucha suerte de provenir de una familia que me apoyó muchísimo con mi vocación cinematográfica. Mis padres me dieron una cámara cuando tenía 6 años y desde entonces he estado haciendo películas. Decidí ir a la escuela de cine, porque no tenía tan claro que existía otra manera de entrar en la industria. Comencé en la Universidad de Columbia Británica, y luego me transferí a la Escuela de Artes Cinematográficas de la USC.

Siempre pensé que sería director, pero la escuela de cine fue una época de descubrir quién era yo como artista. Siempre he estado obsesionado con la luz y la textura, y creo que comencé a descubrir que estaba más interesado en la poesía visual del cine. En la escuela de cine, filmé para tantas personas como pude e intenté hacerme conocer. A medida que pasaba el tiempo, comencé a pasar mucho más tiempo en el set y mucho menos tiempo en clase. Fui súper afortunado de que cuando me gradué, al menos pude arreglármelas filmando documentales y contenido publicitario. En aquel entonces, los proyectos no eran geniales, pero era feliz de hacer lo que amaba.

Detrás de escena de Some Kind of Heaven. Imagen de Austin Weber.

cinema5D: ¿Qué otros directores de fotografía te han inspirado?

Sean Bobbitt y Bradford Young son dos directores de fotografía que han tenido una gran influencia en mi trabajo. Sean Bobbitt filmó películas como Place Beyond the Pines, Hunger and Shame, y originalmente surgió de la realización de documentales. Siempre me ha inspirado su trabajo de cámara en mano y su enfoque naturalista de la cobertura. A veces las cosas parecen descuidadas, temblorosas o desenfocadas, pero de hecho le da a sus imágenes una sensación de urgencia y autenticidad que me acerca a la historia. Hay momentos en que creo que los directores de fotografía son demasiado meticulosos con sus imágenes, y en verdad eso te distrae de la narración.

Bradford Young es otro director de fotografía que amo, y ha filmado muchas de mis películas favoritas, incluidas Arrival, Ain’t Them Bodies Saints y Pariah. Su iluminación y sus composiciones crean un ambiente y una sensación muy distintivos. Como director de fotografía, siempre me sentí atraído por la oscuridad, y su trabajo me ayudó a comprender el poder de subexponer una imagen. Creo que la textura que se encuentra en el extremo inferior de las sombras puede ser muy hermosa cuando se hace correctamente.

cinema5D: ¿Cuál es tu estrategia para ser el mejor director de fotografía que puedas ser? ¿Cómo te gusta dirigir el departamento de cámaras?

Hoy en día, trabajo principalmente en programas de televisión y películas de tipo narrativo, lo que a veces te puede aislar bastante. Hay mucha gente en el set y muchas reglas y regulaciones. A menudo puede resultar frustrante. Por esta razón, me entusiasma mucho volver a proyectos documentales más íntimos, donde solo unos cuantos amigos ponen todo y tratan de hacer una película juntos. Para el documental, es terriblemente importante encontrar un grupo íntimo de personas, que confíen mutuamente por completo y estén dispuestas a hacer cualquier cosa por el proyecto. En Some Kind of Heaven, típicamente éramos solo yo, Lance, nuestro experto en sonido Richard Carlos y nuestros productores Christian Vasquez y Mel Oppenheim. Todos tratamos a la película como un proyecto apasionado y todos creíamos en la visión de Lance.

Con los documentales, debes ser reactivo con tus personajes, así que algunos días son extremadamente largos y, a veces, te despiertas para filmar a mitad de la noche. Recuerdo una noche en que Lance nos despertó a las 3 am para filmar uno de nuestros personajes en un huracán. He estado en sets de documentales donde el personal se lo toma como un trabajo que termina después de 12 horas, y siempre es frustrante porque puedes perderte escenas importantes de esa manera.

También es importante que el personal genere intimidad, porque quieres crear un espacio confortable para tus personajes durante la filmación. A todos nos da miedo estar frente a cámara, pero cuando nuestros personajes vieron cuán íntimos éramos, creo que eso los hizo sentir seguros para compartir sus vulnerabilidades. Es muy importante capturar momentos reales con las personas, y no es posible si la energía del equipo de trabajo está desconectada.

cinema5D: ¿Cómo llegaste a estar conectado con Some Kind of Heaven?

Lance y yo hemos estado haciendo películas juntos desde hace más de 7 años. En realidad, nos conocimos cuando él todavía estaba en la secundaria, y yo estaba en la USC en la escuela de cine. Él me voló la cabeza en aquel entonces porque solo tenía 16 años. Su trabajo tenía la madurez de un cineasta experimentado. Comenzamos a trabajar juntos en cortos documentales, y finalmente hicimos un Op-Doc para el New York Times llamado Long Term Parking. Cuando me contactó para filmar Some Kind of Heaven, no tuve dudas sobre la decisión de filmarlo.

cinema5D: ¡Siete años! Esa es una sociedad bastante larga. ¿Tienes algún consejo para otros directores sobre cómo cultivar una relación realmente exitosa con sus directores de fotografía?

Esta es una pregunta realmente interesante, y es algo en lo que siempre estoy pensando. A nivel emocional, muchos artistas son personas sensibles. Puede ser aterrador poner tus ideas sobre la mesa porque crees que pueden ser rechazadas. Los directores fuertes crean un lugar seguro para que su director de fotografía pueda experimentar y expandir los límites, donde se sientan libres de probar cosas incluso si no funcionan. Lance es particularmente genial en esto. Él nunca quiere ir a lo seguro, y constantemente me impulsa a probar enfoques raros y experimentales con la imagen. A veces vamos demasiado lejos, o nos desviamos, pero cuando lo hacemos bien, puede ser realmente mágico. Siempre estoy ansioso de poder filmar con él, porque sé que será una oportunidad para hacer cosas que nunca antes había hecho.

cinema5D: Entonces, ¿qué cosa de Some Kind of Heaven te entusiasmó para contar la historia?

En primer lugar, me entusiasmaba colaborar con Lance en un proyecto de largometraje. Antes de llegar a este punto, solo habíamos hecho cortos juntos, así que estaba ansioso por abordar un proyecto de formato largo, donde pudiéramos desarrollar un lenguaje visual más maduro y único. Más allá de esto, me fascinó el tema que Lance quería explorar. Me dijo que quería hacer una película sobre Las Villas, Florida, que es una de las comunidades de jubilados más grandes del mundo. Es un lugar donde los jubilados van a vivir su último capítulo del Sueño Americano, una comunidad utópica diseñada para simular los “viejos y queridos tiempos” cuando eran niños.

Lance quería ir a lo profundo y contar la historia de unos pocos personajes que intentaban encontrar una nueva oportunidad en la vida. Queríamos explorar las temáticas de la muerte, el envejecimiento, el tiempo y el sentido. El lugar me fascinó, porque por fuera parece un mundo de ensueño, pero a medida que te adentras en las casas de las personas, hay una oscuridad y una soledad que explorar. Se supone que todos los que viven en Las Villas son felices, pero por dentro están lidiando con crisis existenciales. El contraste entre estas dos ideas realmente me intrigó, y me entusiasmaba poder buscar este contraste en el lenguaje visual de la película.

Fotograma de Some Kind of Heaven. Imagen cortesía del Instituto Sundance.

cinema5D: Entonces, ¿por qué combinaste este conjunto de lentes con la Alexa Mini para capturar ese lenguaje visual?

En mi mundo ideal, hubiéramos filmado este proyecto en película de 16 mm, pero debido a la cantidad cruda de material que pretendíamos capturar, habría sido casi imposible llevarlo a cabo. Para mí, lo mejor es la Alexa Mini. Captura imágenes hermosas y orgánicas, y con la gradación de color adecuada, creo que puede parecerse bastante al fílmico. El tamaño reducido también la hizo ideal para la realización de películas vérité. Era importante mantener un perfil bajo para poder capturar momentos íntimos pasando desapercibidos. Utilizamos principalmente un conjunto de lentes zoom Angenieux Optimo Style, de 16-40 mm y 30-76 mm. Son ligeros y pequeños, pero también nos dieron la flexibilidad de cambiar rápidamente las distancias focales. La gente a menudo piensa que los lentes zoom no son tan buenos como los de focal fija, pero me encanta el look de los Angenieux y también los uso en proyectos narrativos. Tienen un look realmente fílmico y un leve viñeteado en los bordes, lo cual me encanta. También utilizamos un zoom Fujinon Servo largo para ciertas tomas estilizadas de zoom lento. Finalmente, utilizamos un Zeiss Superspeed de 35 mm para secuencias nocturnas cuando no había mucha luz disponible. Es sorprendente la exposición que puedes obtener con la Alexa Mini a 1600 ISO y un Superspeed abierto.

cinema5D: ¿Viste alguna película con Lance o tomaste imágenes de referencia durante la preproducción?

En preproducción, Lance y yo hablamos mucho sobre el sentimiento de la película. Principalmente, miramos fotografías de “Imágenes del Hogar” de Larry Sulton. Es una serie que documenta a los padres de Larry mientras se preparan para jubilarse en una casa de Palm Springs. Su encuadre ultra angular único crea una sensación de soledad y aislamiento realmente hermosa.

En términos de películas, nos obsesionamos con una película llamada “Safe” de Todd Haynes. Nicole Kidman interpreta a una ama de casa, que cree que tiene una enfermedad ambiental causada por la contaminación del aire. La fotografía es tranquila y reflexiva, y crea un retrato inquietante de alguien encerrado dentro de si mismo. El encuadre y la paleta de colores cuentan gran parte de la historia; fue una excelente referencia para filmar a nuestros personajes dentro de sus hogares.

cinema5D: ¿Y qué hay de la fotografía principal? ¿Algo único que haya surgido de tu colaboración con Lance en esta película en particular?

Con el documental, Lance y yo tenemos un enfoque muy orgánico. Tanto el look de la película como los personajes que seguiríamos fueron algo que se desarrolló y evolucionó con el tiempo, hasta que se convirtió en algo realmente concreto. En nuestros primeros días de filmación, hicimos las cosas totalmente mal.

Comenzamos con una relación de aspecto de 16:9, y filmamos principalmente con cámara en mano. Recuerdo volver al Airbnb y sentir nauseas por el material. Todo se sentía desordenado y desmotivado, y totalmente incorrecto para el proyecto. Luego comencé a jugar en Davinci Resolve, agregando barras 4:3 al material. De repente, los fotogramas comenzaron a tener sentido. La comunidad de Las Villas tiene que ver con recrear los viejos tiempos, donde los jubilados pueden vivir en una tierra nostálgica de fantasía. El 4:3 ayudó a recrear esta sensación, creando un estilo que parecía similar a una película antigua que habrían visto de niños. A partir de ahí, decidimos abandonar por completo la cámara en mano y grabar toda la película en un trípode. Filmar vérité en este estilo fue realmente difícil al principio, pero nos obligó a crear composiciones más amplias que se sintieron más impactantes y menos aleatorias. Tratamos de hacer que cada cuadro se sintiera como una fotografía compuesta donde nuestros personajes pudieran moverse por el mundo.

cinema5D: ¿Cómo era la cultura del set?

A esta altura, siento que Lance es como un hermano para mí. No solo es uno de mis colaboradores más cercanos, sino que es uno de mis amigos más cercanos. Constantemente nos forzamos mutuamente a capturar imágenes más extrañas y surrealistas. Es extremadamente colaborativo e invita a todos en el set al proceso. Entre locación y locación, todos discutíamos diferentes escenas o personajes y cómo podríamos hacerlo mejor. Nuestro experto en sonido, Richard Carlos, es un director increíble por derecho propio, y a menudo se le ocurren algunas de las mejores ideas para las escenas. Este tipo de ambiente en el set es realmente raro en mi opinión. Muchos directores temen parecer indecisos, pero Lance favorece la honestidad y la transparencia. Todos nos sentimos alentados a intervenir, y eso finalmente lleva a una mejor película.

cinema5D: ¿Fue intimidante tener a Aronofsky como productor? ¿O fue empoderador?

Tener a Aronofsky a bordo como productor fue fantástico. A Lance y a mí nos encantan sus películas y su estilo de cine surrealista. Darren nos brindó opiniones sorprendentes durante todo el proceso y nos empujó a hacer una mejor película. Hubo un punto en la edición en el que pensamos que estábamos muy cerca de terminar, y él nos llamó la atención sobre que necesitábamos capturar más imágenes y llevar la película a un lugar mejor. En nuestro último viaje, conseguimos algunas de nuestras mejores imágenes, y honestamente hizo que la película fuera mucho más fuerte.

cinema5D: ¿Alguna nueva tecnología o modo de operación en este rodaje?

Una cosa interesante que tuvimos que hacer en este proyecto fue filmar 4:3 Open Gate en el Sensor de la Alexa Mini. Por lo general, el Open Gate con la Alexa está reservado para proyectos anamórficos, pero en cambio lo usamos con lentes esféricos ya que nuestra relación de aspecto final era 4:3. Este formato nos permitió utilizar el rango completo del sensor y nos permitió capturar un campo de visión súper angular. Fue fantástico para capturar los extensos paisajes de Las Villas, y lo utilizamos para encuadrar a nuestros personajes de maneras realmente interesantes. Me encanta usar angulares para capturar caras, ya que creo que resulta en un retrato mucho más interesante e íntimo. Los teleobjetivos siempre me han parecido demasiado distantes.

cinema5D: ¿Algún filtro de preferencia en tu kit? ¿Alguno que hayas usado en Some Kind of Heaven?

Soy un poco adicto a los filtros (a veces hasta el extremo), y en este proyecto utilicé uno de mis filtros favoritos: un Tiffen Soft FX 2. Me interioricé en estos filtros después de leer que Reed Morano se había obsesionado con ellos, y por alguna razón, la intensidad de nivel 2 siempre me ha gustado. Suaviza la imagen de una manera dinámica, sin difuminar demasiado las luces altas. En general, ayudó a sumar a la sensación surrealista y de ensueño de la película.

cinema5D: ¿Pudiste iluminar las residencias? ¿Cuál fue tu estrategia allí?

Iluminar documentales es un desafío porque no quieres ocupar mucho espacio, pero igual quieres que el material se vea genial. En su mayor parte, utilizamos luz natural y luces prácticas disponibles en los lugares para crear nuestro look. Normalmente filmamos escenas exteriores al amanecer o al atardecer, y luego entrábamos al mediodía cuando la luz era demasiado intensa. Llevaba conmigo un pequeño kit de mis propios Quasars a batería y algunos tubos Astera RGB para cuando estuviera demasiado oscuro para exponer. Por último, utilizamos un Arri SkyPanel 60C para algunas escenas de viajes experimentales con drogas, que lamentablemente se quitaron de la película final, pero el efecto era realmente genial. Me encantan los documentales porque te obligan a encontrar la belleza en la luz natural. Personalmente, creo que poner a alguien al lado de una sola ventana es una de las formas más maravillosas de iluminar una escena.

cinema5D: ¡Estoy de acuerdo! ¿Cuál fue tu participación en la postproducción? ¿Participaste de las decisiones sobre el color?

Lance es un gran colaborador y siempre incluye a todo el equipo en la postproducción. Filmamos nuestra película en el transcurso de cuatro viajes, pero en el medio, Lance constantemente me enviaba cortes de diferentes escenas para ponerme al tanto de las cosas.

Durante nuestro primer viaje, experimenté con el material y creé una LUT, que tenía la sensación de una fotografía antigua y desgastada. Se le aplicó a las transcodificaciones para la edición y ayudó a que todos comprendieran el look general que estábamos tratando de crear. Cuando la película finalmente se cerró, tuvimos la suerte de trabajar con el colorista Damien Van Der Cruyssen en el Mill NY, cuyos créditos recientes incluyen Uncut Gems, Waves y The Last Black Man in San Francisco. Vimos su trabajo en Waves y supimos que encajaría bien con la paleta de colores de Florida.

Una vez más, hicimos referencia a “Pictures from Home” de Larry Sulton. Damien realmente nos ayudó a crear una paleta consistente y llevó las imágenes de la Alexa a un terreno realmente cinematográfico. Es un verdadero maestro en hacer que el digital parezca película.

cinema5D: ¿Cuál es tu opinión sobre hacia dónde se dirige la cinematografía? ¿Te has sentido frustrado con la obsesión por el crecimiento de las resoluciones?

La tecnología es fantástica, pero creo que el énfasis actual en la resolución ha ido un poco lejos. Actualmente estoy filmando un proyecto de Netflix y me ha frustrado que la Alexa Mini no esté aprobada porque no filma en 4K real.

cinema5D: ¿Cuál es tu consejo para los cineastas que buscan avanzar en sus carreras?

Creo que el mejor consejo que puedo dar es elegir proyectos que realmente te hablen a nivel emocional. Es fácil pensar que el mejor proyecto es el que tiene el mayor presupuesto o tiene a la compañía de producción que está más de moda. He hecho esos proyectos antes, y el dinero solo puede llevarte hasta cierto punto. Tu mejor trabajo solo llegará si realmente te conectas con el material. Con Some Kind of Heaven, me conecté muy profundamente con nuestros personajes y con lo que estaban pasando. Esta conexión abarcó todo. Me sirvió de guía para colocar la cámara y para capturar las imágenes. El trabajo es mucho más fuerte gracias a eso.

Some Kind of Heaven fue producida por The New York Times, el LA Media Fund, y Darren Aronofsky. En este momento, el documental aún está en proceso de distribución.

Leave a reply

Filtro:
Todo
Ordenar por:
latest
Filtro:
Todo
Ordenar por:
latest

Se parte de la experiencia comunitaria de CineD

Get 25 FREE Music Tracks for your next film projects